Frases prohibidas: Y por lo demás, ¿qué tal?

Seguro que a veces te ocurre que te encuentras con alguien y no sabes de qué hablar. Pero algo hay que decirse, ninguno de los dos tenéis ganas de contaros la vida…y es en ese momento cuando se produce una conversación la mar de interesante, una pena no tener una grabadora.

Vamos a un ciclo de conferencias muy interesantes bajo el nombre de El Ser Creativo. A la salida del Palacio de los Deportes de la Comunidad de Madrid nos encontramos con un viejo conocido y nos saludamos

- Hola, Pedro ¿qué tal?, alegría verte
- Hola, ¿y vosotros qué tal?
- Muy bien, acabamos de salir de aquí, nos tenemos que ir a la oficina. Hace mucho tiempo que no teníamos noticias el uno del otro. ¿A qué te dedicas?
- Sí, hace mucho tiempo que no nos vemos. A los negocios. Y entonces, por lo demás ¿qué tal?
- Por lo demás todo bien, con trabajo afortunadamente.
- Me alegro un montón. Y por lo demás ¿qué tal?
- Bien, bien. Nos vemos..

Y salimos corriendo.

Tanta preocupación por nuestro devenir, por saber qué tal nos iban las cosas, nos produjo un sentimiento conmovedor. A punto estuvimos de emocionarnos delante suyo. Notábamos que el interlocutor estaba realmente interesado por saber qué tal estábamos, si íbamos a poder sobrevivir, superar la crisis de los cuarenta (esa ya parece superada) y las que vengan.

Y por lo demás ¿qué tal?, preguntar por preguntar, un mensaje vacuo. Una frase de nuestros días. Una frase prohibida.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

Share
Categoría: General