Yo no

Una de las habilidades principales de las empresas es su capacidad de seleccionar las personas que van a trabajar en su seno.

No se trata de fichar a los más inteligentes sino los más adecuados para el contexto para el que van a trabajar.

Hay quienes se manejan mejor en empresas grandes, otros en pequeñas.No sería inteligente fichar a uno que se desempeña bien en empresas grandes para una pequeña y viceversa.

Hay quien le gusta la disciplina y hay quien le va más el caos. Y hay empresas y líderes disciplinados y otros caóticos.No sería muy inteligente fichar para una empresa donde reine el caos ordenado a una persona que cree que el orden es la madre de todos los corderos.

Estoy viendo 24 horas (lamentablemente nos han quitado CNN +) y veo una entrevista al que dicen que va a ser candidato del PSPV (los socialistas valencianos) en la Comunidad Valenciana.

Llevo unos diez minutos y ha dicho alguna mentira (relacionada con el transfuguismo), alguna frase hecha (“yo contesto lo mismo a micrófono abierto que a micrófono cerrado, soy sincero”) y ha rehuido una pregunta directa de uno de los periodistas (se escuda diciendo “yo solo opino sobre mi campo de actuación”).

Mi modesta conclusión después de estos minutos es lamentable: mentiroso, poco creativo y algo cobarde. Eso es lo que ma hecho llegar su personaje, lo que transmite a través de la tele.

Yo me pregunto que cómo es posible que los partidos políticos seleccionen tan mal a quienes deben representarnos, ilusionarnos, gestionar lo que es de todos.

Y he encontrado la respuesta en mis propios argumentos unas líneas más arriba: encajan perfectamente en la cultura de su empresa.

¿O acaso tú echarías un curriculum para trabajar en Ferraz o en Génova?

Yo no.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

Share
Categoría: General

Deja un comentario