¿Empresas?

empresas

Una persona a la que admiro mucho me dice algo así: “Las empresas no se comprometen con las personas y por eso las personas no se comprometen con las empresas”.

Y otra persona con la que salgo a cenar me comenta al hilo de una mala experiencia profesional. “Ya sabes como son las empresas”, lamentándose de su mala suerte.

Al día siguiente salgo a la calle buscando empresas y sólo me encuentro con personas.

Vamos que las empresas están formadas por personas que debe ser que se convierten súbitamente en empresas .

Como este espacio está relacionado con el Sentido Común, creo que eso que acabo de escribir no tiene sentido común, pero debe ser que ocurre.

Los del Partido del Sentido Común pensamos que lo que sucede es que hay personas y personas. Personas sin escrúpulos que como dice un admirado conocido sólo saben de comer más caviar aunque sea en períodos de crisis. Estas personas se convierten en empresas y cometemos el lamentable error de confundir ambos sustantivos.

Y hay personas que saben que son personas incluso cuando son jefes, muy jefes de una empresa. Y casualmente esas personas hacen que las empresas en las que trabajan parezcan más persona y menos empresa.

¡Vaya lío!
¡Viva el Partido del Sentido Común!

Share
Categoría: General