Rajoy e Iglesias están aliados

Sí, Mariano y Pablo se necesitan para que sus objetivos crezcan. Su estrategia es enfrentar a la sociedad contra sí misma (una mitad contra la otra) y  no es difícil ver que lo están consiguiendo.

Hay muchas más personas del PP que odian a Pablo Iglesias que aquellas que adoren a Rajoy. Hay muchas más personas en Podemos que odian a Rajoy que personas que amen a Pablo Iglesias. Es triste, la fidelidad principal está en el odio al enemigo, no en el convencimiento de las ideas y carisma del líder y su equipo.

Sabemos bien lo que decimos. Los del Partido del Sentido Común somos del Atlético de Madrid. A veces nos alegra más  ver perder al enemigo que  el partido ganado por nuestro propio equipo. Es solo fútbol, propicia unas risas, nos metemos los unos con los otros.

El fútbol es diversión, cachondeo. La política no.

Rajoy e Iglesias crean ese mismo sentimiento entre sus correligionarios a sabiendas que cuanto más odio creen, menos fugas tendrán y es posible que más adeptos consigan. Así de miserables son los dos. Por eso te sugerimos que si estás dentro del enfrentamiento, no te dejes manejar por quienes son grandes expertos del engaño.

Escuchamos a los del PP diciendo que no entienden cómo puede haber gente que vote a Iglesias, el mismo argumento de los de Podemos sobre el PP. La corrupción, la oscuridad, la falta de claridad  es detestable. Utilizar la política para enfrentarnos es repugnante, odioso, vil, cruel, cobarde.

Rajoy e Iglesias son muy parecidos. Están aliados. Los del Partido del Sentido Común quizás algún día votemos al  PP o a Podemos. Mientras estén Rajoy e Iglesias, jamás. Esperamos y deseamos que tú tampoco.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

 

Manolo, es imposible (mejor dicho, muy difícil)  que sigas allí. Pero por si acaso, te dejo este mensaje. Abrazos

 

 

Share
Categoría: General

Un barrendero feliz o presidente de gobierno neurótico

La escuela de Sumerhill fue repetidamente amenazada de cierre por parte del Gobierno británico. La forma de ver la educación de su fundador, Alexander S. Neill era tan disruptiva que fue -incluso- llevada a los tribunales con escaso éxito. El resultado -unos alumnos atípicos, cuyo principal valor  es la libertad y suponemos que preparados para construir un mundo mejor – hizo ver a los jueces que no había delito en la propuesta  de Sumerhill.

En un vídeo que nos ha permitido descubrir a esta escuela y su fundador se entrecomilla una frase como parte de su visión: “En Summerhill se prefiere producir un barrendero feliz a un primer ministro neurótico”.

Mira ahora quiénes nos dirigen y dicen que nos representan.

Ellas y ellos, muchos de nuestros políticos, quizás sean, en cierta medida, unos neuróticos. Son  personas que nunca desearon ser… nada parecidas a las que proyectaron en sus ideales juveniles.

Suponemos que al verdadero Rajoy no le gusta que su personaje mienta, no tenga agallas, sea tan poco creativo a la hora de proponer soluciones a los españoles. Al verdadero Rajoy le disgustará ser un político que piense más tiempo en cómo ocultar la siguiente inconveniente verdad,  en vez de lograr que los niños puedan comer en sus colegios (en la España de Rajoy cada día hay más niños pobres)

Suponemos – aunque cueste suponerlo -que la verdadera Cospedal debe odiar a la que la representa hoy delante de los medios de comunicación con esas frases tan incomprensibles como hilarantes… ¡qué decimos! .. tan tristes, tan penosas. Aquella Cospedal  la suponemos con valores, con vocación de ayudar a los demás. Todas aquellas ideas desaparecieron para dar paso al único objetivo de llegar a la meta al precio que fuere, a despejar de su camino a aquellos que no se sumaran a la causa, a mentir,… ¡así es la política! le dice la actual Cospedal a aquella verdadera, una imagen evanescente.

Y el verdadero Rubacalcaba, ¿en qué se parece a su versión después de tantos años? ¿Es posible que sus sueños, sus ideales los haya destrozado la misma persona que los soñó?

Sentimos tanto asco y desprecio como pena por aquellos que siendo políticos destrozaron sus ideales refugiados en frases hechas, en mentiras perversas, en justificaciones injustificables. Pobres de los verdaderos Rajoy, Cospedal, Rubalcaba, Más, y tantos otros que cuando lleguen noche tras noche y llamen a la puerta del cerebro de  quién ahora les representa no sepan por donde empezar la conversación.

Neuróticos, enfermos por el poder, por el qué dirán, por el dinero, por salir bien en los libros de historia. Ellos, al contrario que en Sumerhill y en el Partido del Sentido Común, prefieren – los hechos lo demuestran – un presidente de gobierno neurótico que a un barrendero feliz.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

 

 

Share
Categoría: General

La tesis de Risto. Viva el sentido común.

El Partido del Sentido Común acudió ayer, en Barcelona, a un encuentro organizado por @APDasociacion que convocó a más de 1.000 personas bajo el concepto Afterwork.

Hubo nueve ponentes entre los que se encontraba @ristomejide y Christian Gálvez @ChristianG_7 ,el presentador de Pasapalabra y ¡Tú sí que vales!.

En su intervención, Risto pidió a los presentes que expresaran con una mano levantada si conocían a Christian Gálvez antes de ir a este encuentro. Todos levantamos la mano confirmando que la tele es de las pocas cosas que nos unen.

A continuación preguntó cuántos detestaban a Christian Gálvez. Una sola persona levantó la mano.

Las dos mismas preguntas con él – Risto- como protagonista fueron las formuladas a continuación. Todo los asistentes conocíamos a Risto y cerca de un 40% lo detestaba, lo odiaba.

Risto explicó que él había creado un personaje destinado a la polarización, a ser querido por unos y odiado por otros, porque es la fuente de audiencias, el verdadero negocio, fuente de poder.

Puesto que la audiencia estaba compuesta por ejecutivos de empresas, Risto les ofreció un consejo (el entrecomillado no representa literalidad): “si se trata de vuestro negocio, polarizad vuestro mensaje, debéis tratar de conseguir tener enemigos para que tengáis mucha que gente que os ame y seáis relevantes”

Pero además, Risto nos ofreció a todos un mensaje como personas, como potenciales receptores de ese tipo de mensajes : “No os dejéis influir, no caigáis en la trampa de aquellos que quieren polarizaros”. Es curioso, venía a decirnos que no nos dejemos influir por personas que, como él,  juegan con nosotros.

Como decíamos al principio de estas líneas, estábamos ayer en Barcelona donde el mensaje de los políticos se ha polarizado, queriendo captar audiencias y muchos ciudadanos les han seguido la corriente, participan de su juego y defienden los dogmas de los políticos con una pasión, irracionalidad y ahínco que demuestra que la tesis de Risto funciona.

Cuando escuchamos y vemos  a Risto, observamos a un hombre inteligente, sabio y con mucho sentido común. Risto nos parece un hombre comprometido y deseoso por ayudar a que nuestra sociedad mejore. Suponemos que después de creado el juego -el de crear su propio personaje – , haberlo ganado por goleada (tiene más de 1.500.000 seguidores en Twitter y la mitad le quiere y la otra mitad le odia), no tiene un interés especial por profundizar en su personaje porque ya está casi todo hecho. Suponemos que ahora tiene objetivos más altos,  que quizás puedan ayudarnos – como ayer lo hizo ante todos esos ejecutivos – a ser y entendernos mejor.

Sin conocerle personalmente, intuimos que Risto es un amigo del sentido común. Te sugerimos que sobretodo sigas la segunda recomendación de Risto – no te dejes polarizar – y – añadimos nosotros – apúntate al Partido del Sentido Común.

 

¡Viva el Partido del Sentido Común!

¡Viva Risto! Te dejamos con un vídeo que creemos que demuestra que lo que decimos de Risto es cierto.

watch?v=tfuHrUZ4F50

 

Share
Categoría: General

Frases prohibidas: ¿Tú vas por los pueblos?. Pues yo sí.

 

Los que debieran ser de los más expertos en debatir son un maná de inspiración para aquel que preste un poco de atención y después se disponga a escribir.

Ese es nuestro caso.

Nos ponemos en situación, querido lector del Partido del Sentido Común. Hete aquí una discusión entre dos tertulianos de una radio, la Cadena SER, en la que uno de ellos quiere argumentarle a otro  la conveniencia de mantener y promover la Ley de la Memoria Histórica.

En un momento de la discusión, el tertuliano le pregunta a su colega de mesa “¿Tú vas por los pueblos?”. Se hace un breve, brevísimo silencio en el que es imposible que el otro intervenga sin que antes el que pregunta se conteste a sí mismo. “Pues yo sí”

El tertuliano, gran argumentador donde los haya se explica. “Estuve el otro día en un pueblo y pude comprobar yo mismo, sin que nadie me lo cuente, que hay una fractura entre los descendientes de republicanos y nacionales”.

Ha ido a un pueblo y ya se considera experto en los mismos. Se pregunta y se contesta. Es un tertuliano. Sí, un experto en participar en debates, tertulias y otros saraos donde la calidad del argumento debiera ser el producto.

¡Viva el Partido del Sentido Común! (si alguna radio nos quiere como tertulianos y es necesario decir muchas frases prohibidas, nos sabemos un montón)

 

 

 

 

Share
Categoría: General

Frases prohibidas: En este país

La grandísima Concha García Campoy se inventó la nueva radio de fin de semana creando “A vivir que son dos días” el programa que lleva desde 1988 – 25 años – en antena en la SER, ahora conducido por Javier del Pino.

Escuchando la tertulia de este programa es donde recibimos la inspiración para escribir y recomendar que “En este país” se convierta en frase prohibida.

La tertulia está integrada por Peridis, Julio Rey, Mauro Entrialgo y Aleix Saló. Hablaron sobre muchos temas de actualidad… eso ahora no viene al caso. La frase más repetida por los tertulianos y el moderador fue “En este país” para referirse – con poco cariño –  al país en el que vivimos, España.

“En este país”  es utilizado como muestra de distanciamiento, como si el país en el que viviéramos perteneciera a otro lugar que no el que habitamos.

“En este país” es utilizado para mostrar insatisfacción y crítica con el país en el que vivimos.  Esta frase prohibida pretende describir un sentimiento global de desafección.

Quien dice “En este país” muestra su disconformidad con el país y alejamiento con  los comportamientos que en ese territorio suceden. Como si lo que ocurriera tuviera que ver con muchos, menos con él  y sus amigos.

Y lo peor… “En este país” es la forma de expresar la desesperanza. ¿Cómo vamos a poder seguir adelante con lo que ocurre en este país? ¿Y crees que tu idea saldrá con la que está cayendo este país? Solo esas cosas ocurren en este país.

¡Leche! Que mala suerte vivir en este país.

Señores tertulianos y señor presentador del “A vivir que son dos días”: son Vds. gente con mucho conocimiento y supongo que bastante sabiduría. Son Vds. gente cultivada, con muchos recursos lingüísticos, seguro que conocen muchas más palabras que la mayor parte de los españoles. Les pedimos que hagan un esfuerzo y sean un poco más originales. Procúrenos, por favor, un estímulo positivo para las mañanas de los sábados, nos nos hagan ver que nuestros padres se equivocaron por parirnos aquí y que prácticamente está todo perdido en este país.

Desde el Partido del Sentido Común hemos decidido después de escucharles a Vds. y también a otros muchos más  nombrar frase prohibida a la alocución “En este país”.

Miren bien lo que dicen porque a sus empresas y a sus compañeros no les gustará que hablen despectivamente del lugar donde trabajan diciendo continua y displicentemente “en esta empresa”.

No creemos que a sus familias les guste escuchar cuando Vds. hablen de sus cónyuges e hijos “esto solo puede ocurrir en esta familia”.

Y a muchos, muchísimos vecinos suyos, que vivimos en este país nos gusta que cuando se hable de él (que no de su gente de mal) se hable con alegría, si puede ser con cierto optimismo, mucha esperanza y que los comportamientos de unos no se mezclen con los de los otros bajo esas tres palabras larrianas

Así pues, les sugerimos con modestia que cambien de tono y de frase. Nosotros estaremos encantados de seguirles escuchando.

Mientras tanto, les proponemos que griten con nosotros...¡Viva el Partido del Sentido Común!

  • Si quieres leer más frases prohibidas pon esas dos palabras en el buscador – frases prohibidas- y encontrarás muchas más..

 

 

 

 

Share
Categoría: General

No lloran, no saben, no nos valen

El gran Rafa Nadal acabó su jornada de trabajo llorando.

Después de pegarse la currada, de estar plenamente concentrado para conseguir su objetivo..después de todo eso, Rafa lloró.

Los más retorcidos y más digitales ( una suma de ceros y unos desde el punto de vista del comportamiento y sentimiento humano) consideran que sus lágrimas son afectadas o que “yo también lloraría con la pasta que se va a llevar”.

Rafa llora porque ha logrado su objetivo, al que ha llegado después de trabajar duro e ilusionado. Quizás Rafa llore porque sabe de la ilusión que sus victorias producen en millones de personas. Es posible que Rafa llore porque es un tipo agradecido a la vida.

Hace poco escribimos un artículo que empezaba diciendo “Llorar en mi trabajo, ese es mi objetivo”. Conseguir emocionarse laborando no es común. Llorar porque con tu trabajo has conseguido hacer algo grande, influir positivamente mientras eres capaz de pagarte o que te paguen la nómina es algo grandioso.

No puedo imaginarme a un bancario o banquero (perdón amigos y lectores del sector) llorando porque el banco haya incrementado sus beneficios. Aunque bien podríamos imaginarnos tiempos pasados en los que un bancario llorara por haber tomado un riesgo que finalmente permitiera que una empresa saliera a flote, empleara a mucha gente. Hoy no hay bancario que pueda ni quiera tomar riesgos.

Penosamente, no podemos imaginarnos ni a Rajoy, ni a Rubalcaba, ni a Botella, ni Aznar, ni Chaves, ni Griñán, ni Camps, ni Mas..ni y ni…llorando porque hayan hecho – volvemos a repetirnos – por hacer algo grande e influir positivamente mientras se pagan su nómina. Que un bancario no llore tiene un pase. Pero que un político no llore porque no hace nada grande ni influya positivamente en los demás es un síntoma claro de desajuste entre su misión, sus actos y sus emociones.

Rajoy, Rubacalba, Mas, Camps, Chaves…llorarían y habrán llorado por ganar las elecciones. No creas que lloran de emoción por la oportunidad que les ha brindado la vida para poder hacer que sus conciudadanos vivan mejor, que los más jóvenes tengan más oportunidades, que haya menos gente sufriendo. No, no llorarían jamás por eso. Llorarían porque habrían conseguido el poder, pasar a la historia. Lloran de alegría por ver las lágrimas de su adversario convertido en enemigo.

Esos no lloran, no saben, no nos valen.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

P.S. Manolo, ¿sigues con la alarma los sábados?

 

 

 

 

 

Share
Categoría: General

MIS COMPROMISOS

Una obra de Leo Farache escrita para el discurso de la fiesta de graduación de la 49ª promoción del Colegio Santa María del Pilar.
11 de mayo de 2013 

INTRODUCCION

Director del Colegio Santa María del Pilar, D. Jesús Fdez Liébana, querida María Jesús Menéndez, queridos y admirados profesores, madres y padres de alumnos y sobretodo queridos alumnas y alumnos de segundo de bachillerato del gran Colegio Santa María del Pilar. Muchas gracias por invitarme a participar con algún pensamiento en este día tan importante de vuestras vidas y, por tanto, también muy importante en la mía.
Aunque os resulte difícil aceptarlo y visto lo que estáis viendo que no es otra cosa que muchas canas, algunas arrugas, un tipo de casi cincuenta años, debo deciros que yo soy uno de vosotros.
Uno de los cerca de 18.000 alumnos que se graduaron en este colegio. Soy uno de vosotros, del mismo cole y hemos tenido también algunos profesores comunes. Teresa La Casa, Pilar Caso, Angel Rodríguez, Marisa Alcat, Emilio Sellers, el gran Josefo, Mercedes Hernández. María Jesús fue nuestra, mi profesora de matemáticas. Ellos y otros profesores son una parte imprescindible e imborrable de cada una de nuestras historias personales.
Fue hace ya treinta y dos años cuando estaba viviendo un momento parecido al vuestro, aunque por aquella época ni había conferencias, ni entrega de diplomas, ni comida, ni nada de nada o al menos yo no lo recuerdo.
Hace treinta y dos años andaba muy despistado, sólo tenía un principal foco de atención – tratar de impresionar a las chicas que dos años antes se habían incorporado al colegio y lograr que alguna de ellas me hiciera caso. Mis resultados en este aspecto eran penosos y no entendía bien qué es lo que hacía mal.
Hace treinta y dos años me pusieron de portero en el torneo Serafín por la ausencia de otro compañero. No me encontraba cómodo en ese puesto, normalmente jugaba de seis, quiero decir de seis metros fuera del terreno de juego, más comúnmente llamado de eterno suplente.
Hace treinta y dos años bailaba al son de Kool and the Gang (M ), Earth Wind and Fire (M), Mecano (M), Nacha Pop (M).
Carmen Flores no te apures, no sufras que también vamos a poner a The Police y a tu amado Sting..(M)
Aunque a mí lo que realmente me ponía era bailar al estilo de Miguel Bosé (M) y su amante bandido, cantar las canciones de los Pecos.
Era y quizás sigo siendo lo que desde siempre se ha llamado un hortera.
Mi horterez extrema fue castigada con un pasillo de collejas en el patio del colegio como consecuencia de venir con una cazadora de color plateado que a mí me parecía atómica y al resto de mis compañeros les parecía un insulto a la vista.
También tuve mi época más pija y fui cliente muy asiduo de Pachá, de Joy y de otras discotecas para chicos bien, ya desparecidas.
La máxima de a tal palo tal astilla no se cumple en mi caso, tengo dos hijos rockeros que les abomina escuchar funky, que cuando salen lo hacen vestidos de negro – menos cuando salen de comuniones y graduaciones – y lo más dulce que escuchan son los Bon Jovi (M). La hermana pequeña manifiesta con cierto aire de superioridad que sus gustos musicales son eclécticos.


NUDO
LUZ DEL SALON DE ACTOS SE ATENÚA
Después de treinta y dos años quiero confesarte que me hubiera gustado saber algunas cosas que he aprendido desde aquellos días de calor y selectividad.
Me gustaría aprovechar esta ocasión para hablarte de tantas cosas……pero debo elegir una. La vida es un conjunto de elecciones que necesariamente conllevan un conjunto de renuncias. Cuando eliges estás simultáneamente renunciando.
No pasaron más de dos días desde el momento en el que María Jesús me llamó para ofrecerme este maravilloso regalo que es participar en esta ceremonia de graduación para llegar a mi elección sobre el tema del que voy a disertar.
Cuando elegí el tema me encontraba desayunando en una cafetería cercana en la que ojeé el periódico del día. Urdangarín, Oriol Pujol y las ITV, Luis Bárcenas y sus cuentas, los ERE de Andalucía, un ex presidente autonómico y ex ministro en apuros…. las cinco noticias de portada hablaban de gente que probablemente hubieran estudiado mucho y bien pero que estaban – aparentemente – haciendo mucho mal.
Bárcenas es licenciado en Ciencias Empresariales por ICADE, Pujol es veterinario, ha hecho un máster por el IESE y estudiado en un cole muy bueno, Urdangarín es licenciado en ADE, tiene dos másters estudiados en la prestigiosa escuela de negocios ESADE, Jaume Matas, el ex ministro y ex presidente de Baleares es licenciado en económicas y empresariales y ganó una oposición al cuerpo de inspectores de Hacienda.
El comportamiento indigno, impropio de una persona de bien no es patrimonio de los representantes públicos, también está extendida en otros muchos ámbitos de nuestra sociedad, incluso en ONG’s. Por ejemplo el presidente de Anesvad fue condenado a seis años de cárcel, que parecen pocos, teniendo en cuenta que se apropió de dinero, de mucho dinero que debería ir a los más necesitados y que otros habían donado con la esperanza de ayudarles.
La corrupción nos preocupa, tristemente, a los españoles más que la educación, que la vivienda, que la economía, algo debemos hacer, tenemos que comprometernos, no vale con pasar de puntillas por la vida.. de esos – los vemos, los sufrimos – ya hay demasiados.
Te he pedido que me contestaras a una difícil pregunta ¿A qué te comprometes en tu vida, contigo mismo y con los que te rodean?
Leyendo tus contestaciones y las de todos tus compañeros tengo la esperanza, casi la convicción que nuestro mundo cambiará, mejorará que no seguiremos conformándonos con un apaciguador,cobarde y conformista “es condición humana” cuando observamos la injusticia, la corrupción, el mal como respuesta a las tentaciones mundanas que muy probablemente se te presenten.
Tus contestaciones me han conmovido, emocionado. Me han hecho recordar que tú sabes mucho más que aquellos que hemos vivido muchos más años. O mejor dicho, aún no has aprendido y espero que nunca aprendas aquello que muchos debiéramos urgentemente desaprender.
Hay quien dirá que lo que llamo sabiduría es pura ingenuidad. Hay quienes decimos que tu sabiduría es pura, llena de sentido común.
Hay quien dirá que mejorar nuestro mundo es una puñetera utopía y otros nos sumaremos al pensamiento del reciente Premio Cervantes ,José Caballero Bonald que describe la utopía como una esperanza sucesivamente aplazada.
Ya no queremos aplazar más esa esperanza. Te necesitamos urgentemente, debes ser la salvación de muchos.
Es mi obligación aprovecharme de estos minutos para cerciorarme que he entendido bien tus compromisos y quiero, con tu permiso, complementarlos con lo que he ido aprendiendo durante estos años. Te voy a hablar de tres grandes compromisos que tú has manifestado.
Jaime, tú has escrito que te comprometes a mejorar la sociedad y dejar una más avanzada y más comprometida, una sociedad más humana, más preocupada por las personas. Te comprometes, como muchos otros de tus compañeros, a combatir las desigualdades.
Si te comprometes con todo eso es que te comprometes a ser una persona ética.
Para Antonio Garrigues Walker, el presidente de la mayor empresa de abogados de España, la ética es algo sencillo: “No es otra cosa que hacer lo que uno sabe que debe hacer”.
Ser ético significa agradecer toda tu vida la oportunidad que tuviste de venir a este colegio, ser ético es devolver y compartir cada uno de los días de tu vida y de cualquier forma lo que la vida te dio a ti y quizás le haya quitado a otro, ser ético es no adueñarte de lo que no es tuyo, ser ético significa pagar tus impuestos.
Ser ético es no permitir el mal. Dijo Einstein que no le preocupaban las malas personas – que siempre las habrá – sino aquellas que permiten el mal.
Y permiten el mal aquel que ve un abuso en su empresa, en la calle y nada hace o compra prendas de empresas que fabrican en Bangladesh sirviéndose de la miseria y muerte de los demás para enriquecerse y para argumentar cínicamente que así pueden ofrecerte un mejor precio. Es decir, te utilizan como excusa para herir, para despreciar, para matar. No les dejes que hagan eso, por favor.
Te he leído y dices que “me comprometo a perseguir mi felicidad a través de la felicidad de los demás” o tú Marta que escribes “me comprometo a no dejarme llevar por mis propios intereses si ello significa hacer daño a otras personas”. Paloma te has comprometido a decir “no” por mucho que te cueste.
El atleta keniano, Abel Mutai, medalla de oro de los 3.000 obstáculos en Londres, estaba a punto de ganar una prueba cuando, al entrar en una pista donde estaba la meta creyó que ya había llegado , aflojó el paso y, relajado, comenzó a saludar al público creyéndose vencedor. El atleta Iván Fernández Anaya, al ver que se equivocaba y se paraba una decena de metros antes de la pancarta, no quiso aprovechar la ocasión para acelerar y ganar. Se quedó a su espalda y empujándolo, llevó al keniano hasta la meta, dejándolo pasar por delante.

Iván Fernández Anaya, un corredor vitoriano de 24 años afirmó al terminar la prueba: “Aunque me hubieran dicho que ganando tenía plaza en la selección española para el Europeo, no me habría aprovechado. Creo que es mejor lo que he hecho que si hubiera ganado. Y esto es muy importante, porque hoy en día, tal como están las cosas en todos los ambientes, donde parece que todo vale, un gesto de honradez va muy bien”
Yo he cometido errores que me gustaría que tú no cometieras y confío que tu compromiso con la ética sea indeleble para el resto de tus días. Pido perdón por mis errores que me comprometo a no volver a cometer.
Tu compromiso es hacer realidad la frase de Mahatma Gandhi: “Se tú el cambio que quieres ver en el mundo”.

Pablo me habla de otro compromiso.., del segundo compromiso que te propongo.. Pablo escribe ”Me comprometo a sacar el grado de ingeniería aeroespacial ya que ese es el objetivo que me puse desde que entré en bachillerato y considero que no puedo achantarme ahora después de todo el esfuerzo hecho durante estos años”.
Es el compromiso de soñar, de cuidar de ti, de ser tú mismo para poder cuidar a los demás.
Escucha lo que dice otro compañero. “Me comprometo a luchar por lo que quiero” o Gonzalo que me dice que su objetivo principal es “poder ser feliz haciendo lo que más me gusta”.
Mario Vargas Llosa dice que la mayoría de las personas mueren en vida. Y puedo asegurarte que muchas de las personas de mi generación están muriéndose en vida. Eso ocurre porque los sueños se apagaron, no se crearon nuevos sueños., nos dejamos vencer por el miedo, por la inercia, por la desidia, por el qué dirán.
También debo decirte que otros muchos de mi generación transformaron sus ilusiones en realidades, otros fracasaron en ese intento – entre ellos me encuentro – pero se sienten , nos sentimos siempre con energía para volver a intentarlo. Todo, querida amiga, querido amigo menos morir en vida.
Escucha bien, por favor. Una médico se dedicó a preguntarle a cientos de enfermos terminales, a pocos días, semanas de su muerte que de qué se arrepentían de la vida que ahora se extinguía. Nadie contestó que echara de menos no haber tenido un coche o una casa más grande, nadie contestó arrepentirse por no haber tenido la oportunidad de visitar más países o restaurantes exóticos. Nadie echó en falta haber tenido más dinero ni haber ascendido en una empresa.
Esos pacientes se arrepentían como te arrepentirás tú si no te comprometes contigo mismo. Ellos se arrepentían por No haber tenido el coraje de vivir una vida fiel a sí mismos, no la vida que otros esperaban de ellos, por no haber tenido el coraje para expresar sus sentimientos” por no haberse mantenido en contacto con sus amigos, por no haberse permitido ser más feliz.
En este compromiso contigo mismo nunca es tarde para activarlo. Tu compromiso puede ser empezar de nuevo, así me lo ha escrito Froilán en inglés en grande, en mayúsculas “I can be an example of starting over”.
Comprometerte contigo mismo es un compromiso difícil, exigirá esfuerzo, disciplina, educar tu cerebro.
Según el director de instituto del cerebro de Milán genio se nace, imbécil se llega.
Si quieres cultivar tu genialidad y no tu imbecilidad tendrás que hablar contigo mismo cada día. Un intenso cuarto de hora será suficiente. Vivimos en la sociedad con más dispositivos para conectarnos mientras nosotros nos desconectamos de nosotros mismos.
Si quieres cumplir el compromiso contigo mismo deberás abonar el territorio de la pasión. Acostumbramos a decir que la vida pasa volando, porque – en muchas ocasiones – la vida es la que nos ve pasar en vez de ser nosotros los que la miramos conscientemente. Vivir – como escribe el Dr. Mario Alonso Puig – es un asunto urgente.
Cumplir con este compromiso significa eliminar la queja de tu boca, de tu pensamiento. Quizás estos días te estés quejando de cuánto debes estudiar, de la selectividad. ¿Es conveniente quejarse? ¿Te ayuda en algo a ti y a los que te rodeamos? ¿Es justa tu queja? No te quejes jamás, te lo agradecerás, te lo agradeceremos.

Y el último gran compromiso.., estás aquí con él.
Katya escribe un mensaje en la post data de su respuesta a mi pregunta “Muchas gracias. Esto es un resumen, no me cabe ni de lejos todo lo que he aprendido aquí”.
Muchos como tú han escrito palabras de agradecimiento al colegio, a los profesores. Son palabras que me emocionan y que creo que debieran expresar tu compromiso con la educación.
La educación no es una cuestión reservada a la gestión de los colegios e institutos y que deba ser resuelta por los profesores. La educación es un asunto de todos.
Si como he adivinado, quieres comprometerte contribuyendo con tu grano de arena para hacer una sociedad mejor, deberás comprometerte con la educación.
El escritor John Ruskin escribió que educar a un niño no es hacerle aprender algo que no sabía, sino hacer de él alguien que no existía.
Tu compromiso debe apoyar y respaldar a los profesores, colaborando con ellos, ofreciéndoles aliento, recursos, ideas. No hay ninguna sociedad con una buena educación que no sienta admiración por sus profesores y promueva su motivación. Finlandia y Corea, tan lejanas una de otra son dos ejemplos de esta afirmación.
Me alegra saber que alguno de tus compañeros serán profesores como otros ex alumnos de este colegio lo han sido para ti. Javier Navarro, Pablo Granados, Sofía Lahoz, Mª Eugenia Iglesias. Y también han sido alumnos de este cole los profesores Miguel Salas, Amparo Díaz, Mónica Sellers. Una de tus compañeras ha escrito “espero llegar a ser una buena profesora y una buena madre. Estos 14 años en el colegio, me han hecho feliz y los profesores me han enseñado mucho.” Te deseo lo mejor y te felicito por tu sabia elección.
Tus profesores son un buen ejemplo de compromiso. Compromiso por hacer el bien, compromiso con ellos mismos, comprometidos con la educación.
Os propongo humildemente que nos pongamos en pie y les brindemos un fuerte aplauso de toda esta promoción y de este ex alumno.

Mira a tu compañera y compañero de al lado. También tienes con ella, con él un compromiso. Un compromiso recíproco que ojalá te dure toda la vida. Los compromisos que se derivan de una palabra con un significado tan grande como es amistad.
Hace treinta y dos años que los de mi promoción salimos del cole y este año cumplimos, además, cincuenta tacos. Te agradezco mucho lo que estás pensado ahora mismo, que no los aparento. Más de ciento cincuenta compañeros de promoción nos reuniremos el próximo 7 de junio. Te prometo hablarles de ti, de tus compromisos, de tus ilusiones, de lo que me has escrito.
Cumplir con tus compromisos te hará más fuerte, indestructible, te hará feliz y harás feliz a los demás.
Debo decirte con firmeza que no tienes ninguna excusa para no cumplir con tus compromisos. Te pido por favor que en el camino no te inventes ninguna justificación, ningún pretexto. Todos, tus profesores, tus compañeros, tus padres estarán pendientes de verte cumplir con lo prometido. Pero quien más atento debe estar en el cumplimiento de tus compromisos eres tú mismo. Así tendrás una vida serena y completa.
Termino.

DESENLACE
LA LUZ DEL SALON DE ACTOS SE ENCIENDE
El filósofo inglés John Locke escribió que los humanos olvidan siempre que la felicidad humana es una disposición de la mente y no una condición de sus circunstancias.
Todo hombre puede, si se lo propone ser escultor de su propio cerebro sentenció nuestro premio Nobel Santiago Ramón y Cajal.
Muchos de mi generación han sido expertos en encontrar problemas para cualquier solución y viéndote, leyéndote sé que tú buscarás y encontrarás soluciones a cualquier problema.
Muchos de mi generación no cumplen – por miedo- con los compromisos que tú me has enviado. Quizás tengan miedo porque no aman y se han cansado pronto de buscar el amor. Todos los seres humanos de bien somos capaces de hacer por amor lo que no seríamos capaces de hacer por dinero. Amor a un proyecto, a un ideal, a una persona.
En tu vida llegarán las tristezas, es normal. Pero no conviertas tus tristezas en una vida triste. De nada te servirá a ti ni a los que te rodeamos.
Así pues, tus compromisos deberán ir acompañados de una actitud, de una mirada positiva ya que…… depende de qué depende de según como se mire todo depende.
JARABE DE PALO (M )
Director, María Jesús, madres, padres, queridos, respetados y admirados profesores, queridos alumnas y alumnos del gran colegio Santa María del Pilar. Muchas felicidades en el día de vuestra graduación.
Os deseo suerte en los exámenes, serenidad, felicidad para que hagáis muy felices a los demás.
Muchas gracias por escucharme.

Share
Categoría: General

Mienten

Una de las hijas del Partido del Sentido Común hizo lo mismo que sus hermanos: mentir. Fue ya hace mucho tiempo, si lo recordáramos con ella ahora nos reiríamos divertidos por la “cazada” de la que fue objeto.

Ella negaba que se hubiera quedado, mangado, robado, apropiado de un par de euros, pero la pericia de sus padres hizo que la niña confesara entre lágrimas. Niñerías, chiquilladas que se cometen intentando burlar la justicia más elemental.

No tienen tanta gracia y son mucho más castigadas en la familia del Partido del Sentido Común aquellas mentiras basadas en no decir toda la verdad, en hacer pensar una cosa cuando en realidad está ocurriendo la contrario (aquella realidad que no interesa que se sepa).

Quien así actúa puede considerarse una persona legal (cumple con el principio de no haber dicho una mentira, no ha conculcado las leyes), pero no tiene un comportamiento legítimo y, por lo tanto, no se desea convivir con él.

Conocemos, como tú, a gente (no mucha, afortunadamente) que se comporta así, haciéndote entender una verdad cuando en realidad ocurre la contraria (la que no les conviene a ellos)

Todos – sin excepción -, todos los que trabajan en el Partido Popular, empezando por su Presidente que es a la sazón, Presidente del Gobierno, nos han mentido vilmente. Quizás no de forma legal, pero sí de forma que les convierte en ilegítimos, gente con la que no se desea convivir.

Todos sabían, como lo sabíamos nosotros (http://www.leofarache.com/index.php/2010/09/restaurante/) que Luis Bárcenas seguía trabajando en el PP con despacho y secretaria. No es una mentira cualquiera. Bárcenas encabeza la trama de los Gurtel, ha hecho marranadas todas y por algo fue expulsado como Senador y tesorero.

Mientras todos creíamos que Bárcenas estaría en su casa, la realidad es que estaba en el PP, cobrando, campando y – suponemos – que opinando, haciendo algo muy importante en favor de todos los españoles (es un chiste negro).

Una mentira así merece que todos los que pasan por el PP miren al banquillo y todos pidan el cambio. Son un mal ejemplo para ellos mismos y para nuestra sociedad.

Otro hijo del Partido del Sentido Común nos ha pedido que le expliquemos lo que estaba ocurriendo con el tema de la corrupción. Cuando se lo hemos contado, nos ha preguntado ¿hablas en serio? ¿está realmente ocurriendo eso?

El sentido común innato no da para entenderles. Nos engañan como si fuéramos gilipollas y el jefe de la banda dice que es mejor no hablar del tema (¿te suena esa misma treta utilizadas por tu hijo pequeño?)

Otras mentiras pueden ser más gruesas pero más justificables. Puede ser (cuesta creerlo) que nos prometieran y que incumplan porque no tenían información (esto es lo que cuesta creer) y sea necesario recortar y no hacer lo prometido y comprometido. Puede ser que no nos digan toda la verdad sobre una decisión económica porque no sea conveniente. Pueden ser tantas cosas.., pero mentir implícitamente de forma tan ruin es propio de gente a la que no se puede confiar nada.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

Share
Categoría: General

Libro de historia

¿Cómo se redactará esta época que vivimos en los libros de Historia de dentro de algunas décadas?

La década pérdida .

De 2003 a 2011 el Gobierno estuvo presidido por el socialista José Luis Rodríguez Zapatero. Hubieron algunos cambios en aspectos sociales – se reconoció el matrimonio a los homosexuales, la ley anti -tabaco que impedía el consumo de tabaco en restaurantes y otros lugares públicos- Su mandato se recuerda porque España se vio sumida en una profunda crisis económica que hizo que las tasas de desempleo crecieran a un ritmo vertiginoso (hasta el 22% y la de paro juvenil por encima del 50%). El Gobierno de Zapatero hizo una gestión mala de la crisis que empobreció al país, lo que produjo que en las elecciones generales de 2011 perdiera el Gobierno en favor de la oposición del Partido Popular liderada por Mariano Rajoy.

De 2011 a 2013 (no le damos más tiempo), Mariano Rajoy gobernó el país en mayoría absoluta. Sus incumplimientos electorales y su defensa de la casta política, encrespó a la ciudadanía habiendo una sucesión de huelgas y manifestaciones de protesta. Los recortes en educación y sanidad, así como en otras prestaciones públicas produjeron una brecha entre ricos y pobres que provocó que la clase media se redujera -tan importante en la configuración social de décadas precedentes -. En algo más de un año muchos de sus votantes perdieron la confianza en Rajoy. La corrupción en el seno de su partido y la timidez en la respuesta del presidente de Gobierno – aparentemente implicado (nunca fue condenado porque el sistema judicial era bastante laxo) – hizo que la ciudadanía se rebelara y algunos miembros del PP antepusieran a los ciudadanos antes de los partidos políticos. Finalmente fue despedido por votación parlamentaria el 27 de febrero de 2013. Se convocaron nuevas elecciones generales*.

Zapatero, Rajoy. Un retrato triste de vuestra andadura por un puesto maravilloso, que puede proporcionar tantas satisfacciones a humanos. Un puesto con el que esperábamos que hicierais buen uso del poder que os concedemos. Hubiera sido mejor quedaros en casa, ¿no?

Las habéis pasado canutas vosotros y nos la habéis hecho pasar canutas a nosotros. No es muy inteligente, la verdad.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

*que ganó el Partido del Sentido Común;)

Share
Categoría: General

Rajoy = Nixon

Encontramos algunas similitudes entre Rajoy y Richard Nixon.

Tanto Nixon como Rajoy han conseguido con su mentira continuada y lamentable forma de comunicar, despertar todo tipo de recelos entre quienes les escuchan.

En el libro de Lakoff, “No pienses en un elefante” se pone como ejemplo la intervención de Nixon que una vez acorralado por sus mentiras continuadas se presentó delante de la prensa para decir que él no era un ladrón – chorizo (I’m not a crook). Corría noviembre de 1973, ya llevaba más de un año siendo acusado por la prensa y por la ciudadanía y el tipo negaba una y otra vez. Finalmente tuvo que devolver 400.000 dólares al fisco y renunciar a su puesto de Presidente de Estados Unidos.

En el vídeo, Nixon hace una interpretación maravillosa. Su voz se quiebra. Pero fue torpe, muy torpe diciendo que él no fuera un crook, ya que su afirmación colaboró en que cerca del 40% de la audiencia pensara en ese mismo instante que lo era (ese es el motivo del título del libro de Lakoff)

La intervención de Rajoy del pasado sábado tiene un momento estelar (¡pobrecillo Rajoy y pobrecillos nosotros por tener ser tan torpe como Presi!). El Presidente de Gobierno dice en su declaración exculpatoria que está leyendo porque no quiere decir una palabra más alta que otra. En ese mismo instante supimos que en su negación (excusatio non petita accusatio manifesta) se encontraba la verdad: lee porque no puede (en realidad no quiere, no le conviene) decir la verdad.

Rajoy dice que nos va a enseñar su declaración de la Renta. Como ya circula por las redes sociales, esa propuesta es estúpida. En su declaración no vendrá el dinero negro y es comparable a la del Dioni proponiendo que se vea su declaración de la Renta para que estemos seguros que no ha robado un furgón lleno de dinero.

Cospedal y Sáez de Santamaría hacen el mismo papel que los colaboradores de Nixon. Una, la primera, mentir y poner en entredicho y mala situación a otros compañeros que han dicho la verdad. La segunda hacer una apología de Rajoy y su sacrificada labor de servicio público.

¡Huachaferías!, como diría Vargas Llosa. Gilipolleces indignantes como diríamos los del Partido del Sentido Común.

Nixon y Rajoy se parecen en muchas cosas más. Ambos niegan, ambos denuncian (uno al NYT, el otro dice que lo va a hacer a El País), los dos dicen que no están en la política por dinero. Si Rajoy sigue los parámetros de Nixon, le quedan aproximadamente dos años para que dimita.

Seguramente los dos pensaron que ellos estaban por encima del bien y del mal. Ambos dijeron ¡qué hijos de puta! cuando vieron que periodistas sacaban a la luz sus verdades, tanto uno como el otro utilizaron el concepto campaña orquestada (los secuaces del PP dicen “campaña orquestada ahora que las cosas estaban remontando” – manda huevos)

Nos gustaría ver lejos de aquí tanto sinsentido común.

¡Viva el Partido del Sentido Común!

#niPPniPSOE. Apoya con tu firma este movimiento para que encontremos gente honrada, generosa e inteligente. Que las hay. https://www.change.org/es/peticiones/al-conjunto-de-los-espa%C3%B1oles-que-nos-comprometamos-a-no-votar-al-pp-ni-al-psoe

Share
Categoría: General
WordPress Loves AJAX